Señores del ladrillo: crónica negra de la burbuja inmobiliaria

La crisis económica de la que España comienza a despertar, tímidamente, después de seis años de oscuridad ha dejado multitud de rostros con los que identificar los dispendios económicos realizados durante la borrachera crediticia de principios de siglo. Bancos, cajas, políticos, empresarios, constructores, conseguidores y un largo etcétera de cargos que han quedado marcados ante las irregularidades y disparates cometidos entre 1997 y 2008. Los once años de frenética expansión, que llegaron a rozar crecimientos anuales del 5% del PIB, parecían no tener fin a los ojos de los halcones económicos nacionales. El estallido de la agotadora burbuja inmobiliaria ha dejado tras de si un rastro de hipotecas, créditos, construcciones inacabadas, viviendas vacías y ciudades fantasma que hicieron temblar los balances de la banca española. Pero, ¿quién estaba detrás de las grandes firmas constructoras? ¿quiénes son los famosos señores del ladrillo? Hacemos un repaso por los nombres que estuvieron más ligados a la especulación inmobiliaria y que han obligado a reestructurar por completo la profesión que se convirtió en el motor del crecimiento patrio.

· Fernando Martín. Martinsa Fadesa. 7.000 millones de deuda.

fernando-martin-fadesa-640x640x80

La gran quiebra. En los últimos coletazos del ladrillo Fernando Martín se lanzó a controlar el mercado de la vivienda con la compra de Fadesa, propiedad de Manuel Jove, por 4.045 millones de euros. La mayor adquisición inmobiliaria de la historia de nuestro país terminaba con un apretón de manos y la impecable sonrisa de Martín. Sin embargo, sólo un año después, el 14 de julio de 2008, Martinsa Fadesa se declaró en suspensión de pagos con una deuda aproximada de 7.000 millones. La gran transacción se convirtió en la mayor quiebra que haya vivido la economía española. Fernando Martín, imputado en el “Caso Gürtel”, negoció en 2011 con los acreedores, entre los que se encuentra Caja Madrid (1.000M€) y La Caixa (700M€), una demora en el pago de ocho años. Durante el concurso de acreedores la entidad llegó a entregar 6.000 viviendas a los demandantes. El que fuera presidente del Real Madrid se convirtió en la viva imagen de un señor del ladrillo despedazado por la codicia. Uno de los socios del empresario llegó a decir que “era como los jugadores de ruleta. Apostaba al rojo, ganaba, doblaba el dinero y lo apostaba de nuevo todo al rojo. La bola siempre caía en su casilla. Llegó a acumular más fichas que nadie. Hacía torres con ellas. Era un hombre desafiante y con suerte. Hasta que compró Fadesa. Ese día salió negro y lo perdió todo”.

Para leer las dos partes del reportaje completo escrito para www.cronicasiete.com visite los siguientes enlaces:

– Señores del ladrillo: crónica negra de la burbuja inmobiliaria. Parte I

– Señores del ladrillo: crónica negra de la burbuja inmobiliaria. Parte II.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Economía y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s